top of page

La insólita y veloz vida de Dee Dee Ramone

El 5 de junio del 2002, Douglas Glenn Colvin, aka Dee Dee Ramone, cofundador, bajista y compositor de los Ramones, que vivió una vida insólita, fuerte, y veloz, perdió la vida hace 22 años.

 

Nacido un 18 de septiembre de 1951, bajo el nombre de Douglas Glenn Colvin, en Fort Lee, Virginia, Estados Unidos, coexistió entre la prostitución de La Gran Manzana, vivió en Banfield y una sobredosis en Los Ángeles lo llevó a la muerte, siendo esta la última parada del músico.


Dee Dee tuvo una infancia difícil marcada por la pobreza y la inestabilidad familiar. Desde temprana edad, se involucró en el mundo de las drogas y la delincuencia, lo que lo llevó a pasar tiempo en la cárcel. Fue durante este período que comenzó a desarrollar su pasión por la música punk.


A los 12 años mientras vivía en Berlín, por su padre que era militar, empezó a consumir morfina que intercambiaba con los soldados por cuchillos o alguna otra que les sirviera. En aquellos tiempos, después de la 2da guerra mundial no había marihuana o heroína, por lo que este narcótico era la droga que muchos usaban.


 

Fue anárquico, vivió fiel a su estilo callejero y punk, que perdió la batalla contras las adicciones, una que muy pocos libran.


Cuando se mudó a Nueva York a finales de los años 60, Dee Dee se unió a la escena underground de la ciudad, donde conoció a los futuros miembros de los Ramones. Juntos, formaron una de las bandas más influyentes del punk rock, con Dee Dee como el compositor principal y el bajista.

 

La revista Punk Magazine, con Legs McNeil como cofundador de la misma, plasma el testimonio de Dee Dee en su adicción a las drogas que comenzó muy joven.


“No sé cómo acabé metido en la morfina. Estaba en el sitio equivocado en el momento equivocado. (…) Tomar drogas siempre fue para mí algo muy solitario. Lo hacía solo, normalmente en algún pasillo o algún tejado. Empecé a meterme morfina".

 

A esta misma edad conoció a The Beatles, mismos que lo acercaron a la guitarra, pero su explosión fue con The Rolling Stones. Su madre, no los toleraba ante esto y la falta emociones, Dee Dee se mudó a USA, aquí encontró su propia música.


 

Dee Dee era la típica escoria cuya vida era un completo desastre. Fue prostituto, ladrón, vendedor de heroína, cómplice de un robo a mano armada, adicto y punk. Su vida estuvo marcada por una constante lucha contra la adicción a las drogas, principalmente a la heroína.


Sus excesos eran legendarios, y a menudo se veía involucrado en peleas y escándalos. Sin embargo, a pesar de sus problemas personales, Dee Dee seguía siendo un músico talentoso y prolífico.

 

En Nueva York y conoció a Joey, quien ya por esa época era un pintor amateur, a Johnny, que trabajaba como albañil. Este último fue quien lo llevó a trabajar de conserje y cuando parecía que llevaban una vida normal, se les ocurrió comprar unas guitarras y armar un grupo, pero esta…es otra historia.


En sus últimos años, Dee Dee intentó mantener su carrera en solitario, lanzando varios álbumes y colaborando con otros artistas. Sin embargo, su adicción a las drogas terminó por cobrar un alto precio, y fue encontrado muerto en su departamento de Hollywood en 2002, a la edad de 50 años



La muerte de Dee Dee Ramone fue un duro golpe para la comunidad del punk rock, pero su legado sigue vivo en la música que creó. Sus canciones, como "53rd & 3rd", "Commando" y "Rockaway Beach", siguen siendo himnos del género, y su estilo de vida salvaje y desenfrenado se ha convertido en parte de la leyenda del punk rock. 


Vivió 50 años como le placiera, en ese camino se fue destruyéndose poco a poco, pero como Leds McNeil lo describe en el prólogo de Lobotomy autobiografía de Dee Dee Ramone:

 

“Es el último de una raza en desaparición de auténticas estrellas del rock, un verdadero chico malo que se superó a sí mismo y, haciéndolo, cambió el rostro del rock 'n' roll.”

Dee Dee Ramone era un artista único y apasionado, cuya vida y música siguen inspirando a nuevas generaciones de músicos y fanáticos del punk rock. Su historia es un recordatorio de los altos y bajos de la vida de un icono de la música, y de cómo la pasión y la creatividad pueden coexistir con los excesos y la autodestrucción.

5 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page