top of page

El fut y el rock

El fútbol y el rock son dos pasiones que, aunque parezcan muy diferentes, tienen muchas similitudes y han estado conectados a lo largo de la historia. En el mundo, la música y los deportes tienen una relación estrecha, pero el fútbol es un amor incondicional.


Soy esa persona que cada 4 años basa su vida en los horarios de los partidos. ¡Ojo! No soy un FIFA, solo una verdadera amante del balompié. Sigo a un equipo desde hace 25 años y cada vez que juega la selección, mi corazón late fuerte. Sé que es puro negocio, que no se llega a ningún lado, que es pan y circo, pero para mí es una conexión familiar, de amistad y valores.


En la música es lo mismo, crecí escuchando a The Beatles, a The Animals, toda la invasión inglesa, y conforme fue creciendo mi gusto por el rock, también creció mi pasión por la música, al grado de que hoy estoy frente a ustedes mientras leen estas letras.


El fútbol es el deporte más jugado en el mundo, el más popular y emociona a millones de personas, y lo mismo sucede con la música, donde existen bandas o artistas que se desviven por su equipo local de fútbol.

Desde los himnos de los equipos que se cantan en los estadios, hasta las canciones que los jugadores eligen para motivarse antes de un partido, la música y el fútbol están muy entrelazados. También ha habido varios músicos de rock o punk que se han declarado fans del fútbol, incluso algunos que han llegado a tener su propio equipo.


Uno de los ejemplos más conocidos es el de Mick Jagger, vocalista de los Rolling Stones, quien es un gran aficionado al fútbol y ha sido visto en varias ocasiones apoyando a equipos como el Chelsea y el Milan. Otro músico que ha mostrado su amor por el fútbol es Liam Gallagher, exvocalista de Oasis, quien es un fanático del Manchester City y ha asistido a varios partidos.

Por otro lado, la música rock y punk también ha influido en el fútbol, especialmente en la cultura de las hinchadas. En muchos estadios de todo el mundo se pueden escuchar canciones de bandas de rock o punk como parte de la animación de los aficionados.


Además, en algunos países, el punk ha estado estrechamente relacionado con la subcultura del fútbol, especialmente en Inglaterra. Bandas como The Clash y Sham 69 han sido adoptadas por los hinchas de equipos como el West Ham United y el Millwall, mientras que los Sex Pistols y The Damned han sido asociados con el equipo de fútbol Chelsea.

En conclusión, el fútbol soccer y la música rock o punk tienen más en común de lo que parece. Ambos son pasiones que unen a las personas y tienen el poder de crear una sensación de comunidad y pertenencia. Ya sea en el estadio o en el concierto, la música y el fútbol son dos formas de expresión que nos permiten conectarnos con los demás y celebrar lo que nos apasiona.

13 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Komentáře


bottom of page