• rafajimenez0605

De ida y vuelta con el nu-metal

Actualizado: mar 11

Definir qué estilo musical nos define puede ser una tarea complicada, angustiante, compleja o que nos quite horas de sueño, y esto es porque no como seres humanos, somos personas cambiantes, no somos los mismos todos los días, no comemos lo mismo, no sentimos lo mismo, y por tal motivo encasillarnos en un estilo de música es imposible, la variedad nos hace únicos y sentir cada canción sin importar su especie no nos convierte en zombies de un tipo de música o en una parvada que oye lo que sea, nos hace entes sonoros, que amamos el sonido y no el tipo de música (hay sus excepciones).

Después de nuestra introspectiva introducción, daremos a paso a la ejecución de las palabras correctas para darle significado a nuestro camino por el nu-metal, un género que a toda una camada de cuarentones (años menos, años más) marcó y que nos dio un sonido que parecía ser nuestro.

Si naciste entre el 78 y el 85 más o menos, y por ahí de principios de los 2000’s y finales de los noventa andabas entre los 18 y 20 años, estabas perdido dentro de la clasificación de géneros que existían, ¿por qué? Porque generaciones anteriores estaban muy metidas con el metal de principios de los 80’s, el punk, new wave y el grunge, que fue el que le dio cabida a muchos desadaptados, que no peleaban contra el sistema, sino en contra de sus emociones y atmósferas más oscuras, y ahí nosotros ni de pedo entrabamos - ya sea por falta de conexión - o porque nuestros mayores todo lo que escuchábamos lo basureaban o no le daban el valor.

Entonces pasó el nu-metal, que tenía todo lo de mejor de muchos mundos, era agresivo, melódico, doloroso en letras, de gritos de desesperación, de análisis interno, de extrañar; con rolas que podrías dedicar, de protesta contra el sistema, de reclamo o de pedir ayuda; de reír, beber, saltar, romper, de andar en patineta, de rebeldía y a veces hasta de burlar la ley o ir más allá.

Así fue nuestro encuentro con el nu-metal, un género que nos brindó cosas que solo soñábamos o imaginábamos, este fue nuestra entrada a géneros más puros como el trash-metal, death -metal, grunge y demás vertientes metaleras y del rock. Aquí empezamos a compartir, a ser parte de grupos de gente, a salir, conocer y vivir un poco más.

El nu-metal nos creó un pl3aneta, a muchos nos generó una identidad que muchos guardan, para otros fue momentánea, y para muchos otros son gratos recuerdos, de tiempos mejores, sin pandemia, y sin tantas tragedias mundiales.


Bandas como KoЯn, Deftones, Limp Bizkit, Slipknot, Mushroomhead, Saliva, Seether, Papa Roach, P.O.D., Linkin Park, Mudvayne, ILL Niño, Static-X, Sevendust, Chevelle, Adema, Kittie y muchas más, forjaron un sonido y un género que hoy parece no existir.


Alterno Mx, notas con memoria y pasión.

10 vistas0 comentarios